Tortura en la plaza

Microrrelato por Yaiza Ureña El sentimiento de estar acorralado no me dejaba actuar con claridad, aunque más que un sentimiento, era una realidad. No tenía sentido de la orientación y solo podía